Suscríbete

F+ Luis Alfonso Iglesias Huelga: «La especie humana sobrevivió porque cooperó»

3 comentarios

«La división entre ciencias y letras ha hecho el daño que siempre hacen los compartimentos estancos: restarle eficacia al pensamiento crítico»., afirma el autor del libro.

«La división entre ciencias y letras ha hecho el daño que hacen los compartimentos estancos: restar eficacia al pensamiento crítico», afirma el autor. Hablamos con él de ciencias, de letras, la filosofía no falta y, al final, hay tiempo para un bailecito.

3 comentarios

El profesor de filosofía y poeta Luis Alfonso Iglesias Huelga publica un libro errante que va de un tema a otro avanzando a ritmo de reflexiones y de juegos de palabras. Editado por Alfabeto, La ética del paseante. Y otras razones para la esperanza es perfecto para descubrir en las calles que ansiábamos pisar nuevas avenidas como la del sosiego o la gratitud. Lo explica en esta entrevista, de modo que, como escribe en su introducción, «salgamos a pasear entre la incertidumbre, sin temor ni temblor». 

Por Pilar G. Rodríguez

La ética del paseante. Y otras razones para la esperanza, de Luis A. Iglesias Huelga (Alfabeto).
La ética del paseante. Y otras razones para la esperanza, de Luis A. Iglesias Huelga (Alfabeto). Prólogo de José Carlos Ruiz.

No podía saber Luis Alfonso Iglesias Huelga cuando escribió su libro La ética del paseante —editado por Alfabeto— que frases como «quien se detiene es sospechoso porque precisamente solo desde la quietud se engendra la razón crítica» se volverían literalmente ciertas. Fue cierta, rigurosamente, la primera parte: en un tiempo bien reciente había que estar en la calle para hacer algo, para dirigirse a algún sitio, más que nunca había que tener objetivos, porque si no, lo mejor era quedarse en casa. Entonces entraba en juego la segunda parte del enunciado: «Solo desde la quietud se engendra la razón crítica». Y quietud, lo que se dice quietud —salvo en los hospitales—, sí hubo bastante; forzada y forzosa, pero quietud igualmente. Lo que está por ver es que seamos capaces de transformar ese estado y esa quietud en razón y en razón crítica. Y qué bien vendría, después de este extraño paréntesis de quietud, salir al mundo con ganas de pasear y de hacerlo de una manera y con una mirada nuevas o renovadas. Después de la cuarentena llegó el momento del paseante y ojalá lo sea también de esta ética del paseante, que incorpora en su camino otras razones para la esperanza.

Disfruta de nuestros contenidos al 100%.
No te quedes con las ganas de ver, leer y escuchar…

Filosofía&Co.A partir de 1,21€ al mes


Otros artículos que te pueden interesar

3 respuestas

  1. Avatar de Ángel Ramírez Medina
    Ángel Ramírez Medina

    Felicidades por tu libro, Luis. Y por tu clarividente compromiso. La filosofía, maestra de vida. Un abrazo desde Granada

  2. Avatar de Marta
    Marta

    Eres maravilloso uwu

  3. Avatar de JOSÉ REPISO MOYANO
    JOSÉ REPISO MOYANO

    El ser humano no tiene que preocuparse por AGRADAR A LOS DEMÁS, sino tiene que preocuparse (en imperativo ético y de salud mental) por:
    -AGRADARSE A SÍ MISMO ante todo
    -AGRADAR A SUS DEBERES ÉTICOS
    -AGRADAR A LA VERDAD (porque, si primero no agradas a la verdad, ya todo será mentira aunque se vista de seda)
    -AGRADAR A LA NATURALEZA (complacer a la madre Naturaleza antes que a todas las tonterías del mundo, a no contaminarla, etc).
    – Hay que agradar a cada ESENCIA, no a las estéticas-formas que se PREPARAN a antinatura para inevitablemente siempre restringir-vetar a la esencia.
    ¡Y punto pelota! La MANIPULACIÓN siempre busca que agrades a los elementos cáscara que te construyen de una manera INSEGURA o antiintiligente o anticientífica y, en suma, estúpida en cacao mental. https://delsentidocritico.blogspot.com/ José Repiso Moyano

Deja un comentario

AMOR & FILOSOFÍA
Un ensayo para pensar un amor que nos haga más libres
Pensar un amor que nos haga más libres